África negra, el continente olvidado



Reconocemos que también hemos olvidado en este blog al África Negra; en los asuntos de política y sociedad, relaciones internacionales e historia, que son las “penas que nos duelen”, apenas ha salido. Hay un relato sobre África negra, una metáfora sobre la apreciación personal de cómo se vive la relación con Occidente en esas sociedades, un artículo sobre el “Cuerno de África” y su alarma de hambruna… y poco más. El resto hace mención al África musulmana, al África del norte, con el asunto de las “primaveras árabes”.

Queremos reparar en lo posible ese olvido, incluyendo nuevos enlaces de interés en el blog, como http://www.umoya.org/ o la revista (una clásica y relacionada con los misioneros, pero que recomendamos sin ningún prejuicio religioso) “Mundo Negro”; y,  también, comentar las recientes elecciones en el Senegal. Lo hacemos porque nos llamó la atención unas palabras de una mujer senegalesa, emigrante en España y regente de un restaurante de comida africana, que vino a decir, a las cámaras de TVE, cuando se le preguntó su opinión sobre las  elecciones, que éstas eran buenas para el futuro no sólo de Senegal sino también de todo el Mundo, porque el futuro del mundo está en África.

Sabíamos que el origen de la Humanidad está en África, pero no sabíamos que el futuro también. Quizás no habría que desdeñar ese comentario de esa mujer, hecho desde la esperanza y el orgullo de ser africana, ya que el mundo está (la cuerda tensa de Occidente-Oriente), convendremos, en una fase de búsqueda de nuevas formas de vivir, cuando la crisis nos atiza, diariamente, en las narices el fracaso de los modelos vitales y los errores de los sistemas económicos y sociales. ¿Qué habrá “soñado” esa mujer del Senegal para afirmar que el futuro humano pasa por África?

Entre otras cosas por las que nos intriga ese comentario es porque las elecciones en Senegal están siendo de las menos “democráticas” de los últimos tiempos y desarrolladas en un entorno violento cuando el Consejo Constitucional dio permiso al actual presidente, Abdulaye Wade, para presentarse a un tercer mandato, rechazando los siete recursos de inconstitucionalidad presentados por la oposición. ¿Futuro? Quizás se refiera esa mujer del Senegal residente en España a que las encuestas y los primeros sondeos de esta primera vuelta electoral estén ofreciendo resultados muy igualados entre los candidatos y la posibilidad de vencer al presidente octogenario que ha forzado su reelección.

Si al final vence el candidato de la oposición mejor colocado en la carrera presidencial,  Macky Sall (Alianza para la República), se daría un cambio desde el que Senegal podría seguir haciendo futuro, se abriría un proceso de incertidumbre y de grandes dudas que es primordial para tener futuro. Porque de certezas no se puede vivir, no hay futuro en los dogmas. Si ese africano no hubiese dudado en ponerse de pie o no para salir a la sabana africana hace 4 millones de años… lo llevaríamos claro.



Comentarios