Santos Inocentes 2012


Me sorprende las ganas de inocentadas que aún se pueden tener cuando vivimos dentro de la mayor de la inocentadas posibles. Son tantas las ganas de diversión que olvidamos reírnos de la que tenemos más cerca, de las bromas pesadas que cada día nos prepara el mundo... y eso que se iba a acabar en este 2012, ¿o esa era otra broma? La ONU debería ser un club de inocentes. Todo es esperanza o vanidad, nada es real o se materializa como lo habíamos pensado, porque todo lo vemos desde la óptica impuesta por nuestra cultura. Somos productos defectuosos e incompletos y encima pensamos que un fabricante nos hizo perfectos, a su imagen y semejanza. Inocentes.

Es curioso, la entrada que publiqué el pasado año en el 'Día de los Inocentes' ha tenido más de mil visitas hoy 28 de diciembre. Lo sé, no es por mis escritos, es por el monigote, que está muy currado y que, para colmo, no es obra mía. Olvidé hace un año identificar la imagen y ya no recuerdo dónde la obtuve, de todas formas no tiene más misterio que poner "muñeco de inocente inocente" en Google y aparecerá la imagen original; quizás aparecerá en buen lugar el muñeco de mi blog porque está bien "considerado" en tráfico, no sé si por mis textos, imagino que por alguno sí, o por la buena elección de imágenes que creo hacer.

En resumen, que para mí es una broma "semipesada" ver aumentar en un 50% las visitas a Pax augusta porque el público de Internet esté buscando un monigote para recortar y pegar en la espalda o insertar en sus "espaldas-blogs"; supongo que la ironía se vuelve contra uno. Aunque en el fondo, me alegra ver al mundo (en particular, España) lleno de monigotes de 'inocente-inocente' pegados en las espaldas jorobadas y magulladas por haber tenido que soportar toda la inmundicia, recortes sociales, injusticias, corrupciones, crímenes políticos, robos financieros, cataclismos naturales y no tan naturales en este "magnífico" 2012 que, gracias a San Inocencio, ya nos deja... ¡FELIZ 2013!

Comentarios

  1. Ya no se desea "¡FELIZ 2013!", que Rajoy ha dicho que va a ser muy duro, para nosotros, claro... Lo que está de moda desear ahora es "¡QUE NO TE AFECTE 2013!".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, es más propio que NO nos afecte esa profecía presidencial y que sea duro para su... bueno, para nadie, pues eso ¡Qué no NOS afecte el 2013! y como dicen nuestro vecinos portugueses entre ironía y decadencia, mejor:
      ¡FELIZ 2014!

      Eliminar

Publicar un comentario en la entrada