Dedicado, con amor, a los bocazas, falsos, cínicos e hipócritas del mundo entero




En nuestra Agenda del Vendedor aparece en la esquina del día, junto al santoral de hoy, santo y mártir, San Vicente Mártir, esta frase de Hemingway dedicada, con cariño, a todas esas mezquinas voces que usan la palabra para engañar, mentir, marear y deshonrar. Ojalá hubieran permanecido calladas y la rabia, así, fuese menor. Juro por mi escote palabra de honor que estoy aprendiendo a callar; tan importante como saber hablar bien es saber callar a tiempo.


"Se necesitan dos años para aprender a hablar y sesenta para aprender a callarse" 


Comentarios